Los Bengals fueron a Buffalo, dominaron como en casa y repetirán la final de la AFC

0

Los Cincinnati Bengals vencieron a los Bills en Buffalo, 27-10, para lograr su segunda aparición en el AFC Championship de manera consecutiva. De este modo, el equipo vuelve a desafiar a todos aquellos que consideraron su camino al Super Bowl pasado, meramente circunstancial.

Asimismo, aunque varios desearon un QB Josh Allen vs QB Patrick Mahomes en el AFC Championship, lo que tendrán es un nuevo capítulo de la rivalidad creciente entre Mahomes, y el QB Joe Burrow. Veamos como es que se dio este resultado.

Los Bengals se apropiaron de Buffalo este domingo

Parece que jugar en Cincinnati o en Buffalo daba igual para los Bengals en esta ronda Divisional, porque sencillamente jugaron como si fueran los locales. Desde el inicio se fueron arriba en el marcador por 14 puntos, logrando incrementar su marca a 39 puntos anotados en el primer cuarto desde la semana 16, sin haber recibido un solo punto en contra.

En buena medida, porque tienen una defensiva sólida y, especialmente, un ataque de otro nivel con el WR Ja’Marr Chase y compañía; tan solo en esa serie ofensiva inicial, el receptor superó a Randy Moss con la mayor cantidad de yardas por aire en playoffs, durante sus dos primeras temporadas. Mientras que el resto de sus compañeros no estuvo nada mal tampoco.

Tras ello, el equipo logró conducir el juego con un ataque terrestre excepcionalmente sólido en todo el encuentro; liderados por el RB Joe Mixon, que superó las 100 yardas por tierra, el backfield sumó 172 yardas por esta vía con un promedio de 5.1 yardas por acarreo. No lo olviden: esto fue con una línea ofensiva casi llena de suplentes.

Con lo anteriormente mencionado, el equipo estableció su propio ritmo de juego, haciendo imposible cualquier intento de remontar por parte de los Bills. Y en buena medida también, por esa defensiva injustamente infravalorada; ya que, tan solo en el primer cuarto, el QB Josh Allen no pudo darle un solo primer down a su ofensiva; sin embargo, es justo darles más que solo una mención.

Una defensiva de Cincinnati que merece los reflectores

Es justo comenzar a darle mucho crédito al trabajo de Lou Anarumo como coordinador defensivo de los Bengals; no solo este conjunto es capaz de anotar una cantidad absurda de puntos, también de ganarte juegos dominando a la defensiva. La evolución que tuvo su unidad en los últimos dos años es increíble, y por ello, no es una casualidad que estén en otro AFC Championship.

La tan elogiada ofensiva de Buffalo apenas sumó 325 yardas en todo el partido, sin generar más de 65 yardas por tierra, aun con Allen en el campo. Esto, debido a la cantidad de presión que generaba el front seven, que a su vez, tuvo hasta tres defensivos distintos con más de cuatro presiones al QB, lo que hizo difícil competirle cómodamente a la defensiva.

Sin embargo, como quedó de manifiesto en la ronda de Wild Card de la semana pasada, con ese TD de 98 yardas tras un fumble, es una unidad muy confiable. Quizás, si no fuera por la espectacularidad de sus jugadores del otro lado del ovoide, sencillamente recibirían los reflectores que se merecen.

Joey Cool lo hace de nuevo

A estas alturas, muy pocos deberían dudar de que Burrow es un pasador muy especial; en solo su tercer año en la NFL lidera a su equipo a su segundo AFC Championship consecutivo, cuando antes de su llegada, era mucho pedir ganar un juego de playoffs en este siglo. Joey Cool, como también lo llaman, está llamado a ser uno de los grandes de la historia, empezando por el temple con el que juega a tan corta edad.

Sabiendo que tendría que jugar contra un clarísimo favorito en casa, nunca se vio superado por el momento; jamás se le vio dudar de un pase o intentar algo totalmente descabellado, por el contrario, lo que hizo tenía todo el sentido del mundo. En este deporte, los mejores hacen ver todo fácil; pero en este caso, Joey B lo hace ver natural.

Por consiguiente, no es difícil para sus compañeros alcanzar estas instancias u obtener logros increíbles; por ejemplo, Chase logró unirse a Randy Moss como los únicos dos jugadores de la historia con más de 3 000 yardas y más de 25 TD en sus primeras dos temporadas (incluyendo postemporada).

El pasador además se unió a Russell Wilson y Ben Roethlisberger con cinco triunfos de playoffs en sus primeras tres campañas como profesional. También habría que recordar que los otros dos ganaron el Super Bowl en ese período de tiempo; por lo que no descartemos algo parecido para Burrow.

¿Una nueva dinastía en la AFC?

Cómo todo en la vida, hay ciclos que terminan, y otros que se repiten; los Patriots dominaron la NFL hasta 2019, desde entonces, muchos pretenden ocupar su sitio dentro de la AFC. No obstante, pocos son los equipos que se han acercado realmente a labrar su propio camino a una dinastía en los últimos años.

El próximo domingo veremos a dos de ellos: Chiefs y Bengals; sin embargo, centrándonos en estos últimos, queda claro que este año puede ser determinante para ello, sobre todo, porque las dinastías se hacen a base de títulos; aunque a diferencia de los Bills, bien puede que consigan todo esto en 2023.

Y de hacerlo, realmente hay elementos para creer que este puede ser un dominio importante por varios años en el futuro; especialmente considerando la edad de sus máximas figuras. Viendo también cómo juegan, las razones sobran para plantear este debate a partir de ahora.

¿Hasta dónde les alcanzará a los Bengals en este camino al Super Bowl? ¿Qué tan especial puede ser Joe Burrow? Pueden dejarnos sus comentarios debajo de este artículo o a través de nuestras publicaciones en redes sociales.

También te puede interesar:

¿Quieres repasar más del encuentro de esta tarde? No olvides reaccionar al partido junto a Jorge Tinajero, Luis Obregón y Carlos Gorozpe.

Nos interesa saber tu opinión, deja un comentario sobre este post

avatar
  Suscríbete  
Notifícame por
x