¿Aaron Rodgers podrá salvarlos? Los Jets son humillados por los Falcons

0

Los New York Jets son, nuevamente, el desastre de otros años y la ilusión que generaron en la offseason resultó un espejismo. Después de caer por octava vez en 12 partidos, sus posibilidades de playoffs en este momento son casi nulas, y recordando que el QB Aaron Rodgers dijo que “no tiene mucho sentido” regresar este año para un escenario así, pone a pensar que ni él cree que pueda salvarlos en las próximas semanas.

Si quieres contenido premium de apuestas, suscríbete a nuestros Newsletter para recibir en tu correo las mejores recomendaciones.

La dura verdad para los Jets y Aaron Rodgers

Luego del enésimo cambio de pasador en el equipo —esta vez entre Tim Boyle y Trevor Siemian—, el público se volcó a favor del recién ingresado, pero la reacción fue un reflejo de lo mal que están las cosas otra vez en la posición más importante de este deporte.

Pese a estar matemáticamente en la pelea, están a varios triunfos para entrar cuando apenas quedan cinco semanas más en el calendario de la NFL. Retomando las palabras de Rodgers, también hubo un reporte que confirmaba que solo vería lógico su reingreso por un camino en playoffs; por una parte, quiere algo que valga la pena por lo que luchar, pero también refleja que no está ni cerca de condiciones aceptables para jugar.

Si a eso le sumamos que la línea ofensiva ha perdido varios titulares en el período de tiempo entre su lesión y su posible regreso, es jugar a la ruleta rusa con la posibilidad de reagravar un problema que ahora sí puede acabar con su carrera profesional. Y de cierto modo, requiere un enorme esfuerzo de su parte poder maquillar los defectos insalvables de su gran amigo, el OC Nathaniel Hackett.

Aunque para ser justos, Hackett tampoco es que desentone con lo que vimos el año pasado. Por mucho que un WR como Garrett Wilson (3 recepciones, 50 yardas) sea un fuera de serie, no todas las posiciones tienen el mismo talento. Si nos vamos a los tackles ofensivos o los tight ends, veremos que hay mucho más que solo un responsable.

Todo esto se resume a una falta de previsión desde la gerencia del equipo, liderada por el GM Joe Douglas, que nunca tuvo un plan B a lo que podría pasar en casos así. Es difícil culpar a Wilson, Siemian o Boyle cuando no controlan nada de lo anterior, pero su actuación es objetivamente ofensiva a la vista.

Lo cierto es que en pocos juegos este año han necesitado un tipo como Rodgers, más bien alguien que simplemente lleve el balón a sus receptores o dé el balón a sus corredores y limitar los errores. Nada de eso lo hemos visto y este equipo sigue vivo por cuatro triunfos orquestados por su defensiva y equipos especiales, pero a menos que se juegue en 1985, así no se llega a nada actualmente.

Los Falcons apenas se aparecieron en el marcador, pero lograron marcar más la diferencia con sus propios problemas con el pasador titular: 194 yardas y 13 puntos anotados, pero suficiente. Como se ve en equipos de la misma división (Patriots), hay que generar también y no solo restarle al rival.

Su mejor opción en este punto es permitirle sanar por completo a A-Rod y esperar que vuelva tan fuerte como parecía este año. Triste, pero cierto.

¿Crees que Aaron Rodgers siga con su plan de salvar esta temporada de los Jets? ¿Qué cambios le urgen a este equipo después de este fracaso? Puedes dejarnos tus comentarios debajo de este artículo o a través de nuestras publicaciones en redes sociales.

También te puede interesar:

Nos interesa saber tu opinión, deja un comentario sobre este post

avatar
  Suscríbete  
Notifícame por