La NFL ya está en modo “Survivor”– Café Lombardi

0

Charlie Parsons, productor británico de televisión, creó en 1994 un concurso de TV donde a un grupo de desconocidos se les abandonaba en una isla desierta en la que deberían procurarse comida, fuego y cobijo. Los derechos del concurso, conocido como Survivor, se vendieron a casi todas las estaciones TV del mundo debido al éxito que tuvo en la televisión sueca. La cadena norteamericana CBS compró los derechos e inmediatamente se convirtió en uno de sus programas de mayor éxito de audiencia y en uno de los más premiados, hasta la fecha acumula 65 premios Emmy.

En Survivor los concursantes son abandonados en una isla incomunicada. Deberán procurarse alimentos, normalmente pescando en las aguas que rodean la isla, hacer fuego con medios rudimentarios y cobijarse de unas duras condiciones como son la presencia masiva de insectos, un calor muy intenso y húmedo, así como tormentas, lluvias y en ocasiones el frío nocturno. Durante su estancia participan en diferentes concursos de habilidad o fuerza, donde les premian con alimentos u otros pequeños lujos que pueden facilitarles algo la supervivencia. Los concursantes se van nominando entre ellos para ser luego eliminados por votación del público. El ganador y superviviente final recibe un premio monetario muy cuantioso.

El superviviente no es necesariamente ni el más fuerte ni el más inteligente, sino el que mejor se sabe adaptar a las duras condiciones en que debe vivir durante las semanas que dura el concurso. Y no solo debe adaptarse, debe tejer una red de amistades con el resto de concursantes y ganarse el favor del público, que es quien finalmente decide al ganador. Por eso es muy habitual ver que el más preparado o el más atlético no gana, se han podido ver concursantes que se han preparado y entrenado para ello que caen ante concursantes mucho menos preparados, pero mucho mejores supervivientes.

Los que llevan la delantera en el Survivor de la NFL

La temporada 2021 de la NFL se está convirtiendo en lo más parecido que nos podemos encontrar al concurso de Survivor. Cuando estamos a punto de afrontar el tramo más decisivo de la campaña, el que comienza después de las festividades de Acción de Gracias, si algo han demostrado las once semanas que llevamos es que lo más importante no es jugar bien, mal o hacerlo de forma mediocre, sino de sobrevivir cada semana para no caer eliminados de la postemporada. Dicho de otra manera, ganar el número suficiente de partidos que te permiten aún acceder a la postemporada, en definitiva, sobrevivir.

Dejando de lado los casos de equipos eliminados como Detroit Lions, Houston Texans, Jacksonville Jaguars o New York Jets, todo lo que hemos visto hasta la fecha son una multitud de equipos luchando por no caer eliminados definitivamente, mantener abierto un atisbo de esperanza y ver si al final son uno de los elegidos por entrar a la postemporada.

Hace no tanto, dos equipos de la AFC como New England Patriots o Kansas City Chiefs estuvieron con registros negativos y sin mostrar buen nivel. Ahora, ambos han enlazado sendas rachas ganadoras y han pasado de ocupar la zona baja de sus divisiones a ser los actuales líderes, y con serias opciones a tener el mejor récord de la conferencia.

En la NFC hay dos equipos que están demostrando su capacidad de sobrevivir a todos los contratiempos: los Arizona Cardinals y –merecen especial atención– los Philadelphia Eagles. La derrota de los Cardinals ante los Packers tras siete victorias consecutivas, junto con las lesiones de J.J. Watt, DeAndre Hopkins y Kyler Murray hicieron tambalear al equipo de Kliff Kingsbury. Pero los del desierto, con reemplazos como el pasador Colt McCoy, han ganado dos partidos y perdido otro mientras esperan recuperar a sus lesionados.

El caso de los Philadelphia Eagles es de lucha contra los elementos. Nadie confió en un equipo que, tras la salida de entrenador jefe Doug Pederson y la contratación de Nick Sirianni, parecía destinado a la reconstrucción tras el fiasco del pasador Carson Wentz. Con muchas elecciones de Draft en virtud de intercambios y un pasador cuestionado como Jalen Hurts, nadie apostó porque a estas alturas de la temporada fueran la única amenaza seria a los Dallas Cowboys en la NFC East. Su calendario les es muy favorable en cuanto que les queda un partido contra los Jets y cinco duelos divisionales, uno de ellos contra Dallas y en su propio estadio. Si ganan todos estarán en postemporada.

Los supervivientes más rezagados

Otros equipos siguen en la lucha de supervivencia tras haber estado a un trance de quedar descolgados. En la NFC, Minnesota y San Francisco están luchando por sobrevivir cada semana, incluso los Vikings son, hoy por hoy, equipo de postemporada por el factor de los desempates. En la AFC los Indianapolis Colts no están aún en zona de postemporada, pero cada semana están remontando posiciones y ganando con contundencia. No podemos dejarnos tampoco a los Miami Dolphins, que tras caer a 1-7, han enlazado tres victorias consecutivas y con un calendario muy favorable podría llegar vivos al tramo final de temporada.

¿Qué nos deparará el destino?

En una Temporada NFL 2021 sin un claro referente en punta, ni nadie que marche en plan de destacado solitario, los equipos luchan cada semana por sobrevivir y llegar a enero con posibilidades de postemporada. Al igual que en el concurso de Survivor, podría ocurrir que no necesariamente el mejor equipo se meta en la postemporada.

Aquellos que entren a playoffs habrán demostrado ser unos supervivientes, sobre todo si hacemos referencia a aquellos que no empezaron nada bien la campaña. ¿Logrará tu equipo favorito superar el corte? Te leemos en los comentarios bajo este artículo y en nuestras redes sociales.

Nos interesa saber tu opinión, deja un comentario sobre este post

avatar
  Suscríbete  
Notifícame por