¿Realmente ha cambiado con los años el prototipo físico del jugador NFL?

0

Innegablemente, a través de los años, la NFL ha ido evolucionando tanto en el estilo de juego como en el prototipo físico que exigen ciertas posiciones dentro del campo. A veces parece que en este deporte todo pasa por evolucionar hacia “más alto, más rápido, más fuerte”, y tal vez pueda ser cierto si tomamos en cuenta el promedio de los mensurables físicos y atléticos de los jugadores a través de los años.  Sin embargo, para este post en específico, quisimos preguntarnos: ¿Qué pasa si comparamos a un par jugadores que marcaron época de los años setenta contra dos que lo están haciendo en la actualidad en su posición? ¿Realmente todo ha cambiado tanto a nivel físico-atlético?

En este post te invitamos a conocer las diferencias que existen entre una pareja de linebackers del pasado –o como nos gusta llamarlo, de La NFL de nuestros papás– en contra de los actuales; y también de quarterbacks: más específicamente Jack Lambert y Bobby Wagner, y Patrick Mahomes con Roger Staubach.

Bobby Wagner vs. Jack Lambert

Wagner actualmente es uno de los mejores LB de la NFL. En 2012, cuando debió haber realizado su Scouting Combine en Indianapolis, no pudo asistir debido a un cuadro de neumonía, pero posteriormente lo completó desde Utah con unos números “enfermos”: 4.46 segundos en las 40 yardas, un salto vertical de 99.3 cm, y logró 24 repeticiones de bench press en 102 kilogramos. Lo anterior lo realizó con 1.83 m de estatura y 109 kg de peso. Wagner solamente se ha perdido un juego en las últimas cinco campañas con Seattle, y en ese lapso tiene 433 tackleadas totales –siendo 2017 su mejor año con 97– y lleva 6 nominaciones al primer equipo All-Pro (5 consecutivas) y 7 al Pro-Bowl, lo cual demuestra lo bueno que es jugando a la defensiva. 

Para compararlo con un referente anterior, encontramos a Jack Lambert, histórico de los Steelers. Fue reclutado con el pick número 46 global del Draft NFL 1974 y jugó sus 11 temporadas como profesional con Pittsburgh, ganando los Super Bowls IX, X, XIII y XIV. En un lapso de nueve años jugó en 9 Pro Bowls y fue elegido ocho veces para equipos All-Pro. Lambert medía 1.93 centímetros y pesaba 99 kilogramos cuando fue drafteado, además, era capaz de correr las 40 yardas en 4.7 segundos. Posteriormente, tras brillar con los Steelers, se retiró en 1984 para ser inducido al Hall of Fame en 1990.

Enfrentando los números de ambos jugadores, lo de Wagner es de resaltar pues pesaba 10 kilogramos más, pero corrió las 40 yardas bajándole 3 décimas al reloj en comparación con Lambert; y aunque a primera vista dichas décimas parecieran no afectar, ya sobre el terreno de juego pueden hacer la diferencia entre ser alcanzado o no a la hora de estar por hacer un touchdown.

Entonces, como se puede ver, el prototipo físico de los linebackers referentes podría seguir siendo similar; altos y robustos, pero lo suficientemente rápidos para sobresalir en la defensiva ante el ataque aéreo y terrestre. No obstante, cabe señalar que en la década de los 70 los defensivos se encargaban de atemorizar al rival de una forma que actualmente ya no se ve: con apariencia física.

Lambert tenía un rostro con una mirada que inspiraba temor y una sonrisa que, gracias a su falta de algunos dientes, causaba pavor a todo aquel que se le acercara, por su parte, Wagner – y cualquier defensivo de hoy – ya no se preocupan por provocar el pánico superficial, lo cual no es bueno, ni malo, simplemente es la clara muestra de que la NFL ha evolucionado.

LB Bobby Wagner, Seattle Seahawks

Patrick Mahomes vs. Roger Staubach

El actual quarterback de los Chiefs fue seleccionado con el décimo pick global de la clase del 2017, y en concreto, su ficha técnica señala que medía 1.88 metros con un peso de 102 kilogramos, un largo de brazo de .844 m y un tamaño de mano de 23.4 cm. Además, sus resultados en el Scouting Combine marcaron 4.80 segundos al correr las 40 yardas y tuvo un salto vertical de 76.2 cm. Tras ello, Mahomes estuvo un año entero siendo suplente para posteriormente convertirse en titular. Ahora, a sus 25 años, ya fue MVP de la NFL, tiene un Vince Lombardi en su haber y se perfila para ser uno de los mejores quarterbacks en la historia de Kansas City y la liga en general.

Por su parte, Staubach fue elegido con la selección número 129 global del Draft NFL 1964, y en aquel entonces medía 1.90 metros y pesaba 89 kilogramos. Aparte, aunque el primer Scouting Combine de la liga se realizó en 1982, el legendario quarterback de los Cowboys corría las 40 yardas en un tiempo de 4.67 segundos. Staubach jugó 11 temporadas con Dallas y fue campeón de las ediciones VI y XII del Super Bowl, también fue Pro-Bowler en 6 ocasiones y seleccionado All-Pro 5 veces. Además, fue inducido al Salón de la Fama en 1985 y para muchos es un quarterback Top-10 en la historia de la NFL.

Como se ve, en la década de los setenta había menos información sobre los prospectos que iban a dar el salto hacia la NFL, sin embargo, en comparativa, el prototipo físico de ambos quarterbacks era muy parecido: tenían una estatura similar, no obstante, Mahomes pesaba más, y ello se reflejó en que las 40 yardas las corrió en una décima menos, pero aun así el QB de los Chiefs destaca por la movilidad que ofrece dentro del terreno de juego.

Lo anterior nos indica que, en específico, la posición de quarterback merece el mismo respeto antes que ahora pues tanto Staubach, que es una de las grandes figuras para Dallas, como Mahomes, que ya también lo es para los Chiefs, tienen mediciones previas de carácter similar. Aunque ahora es cierto que las reglas protegen un poco más al quarterback, cada uno tiene respectivos atributos que resaltar que los han ayudado para guiar hacia lo más alto a su respectiva franquicia; así que la pregunta es: ¿logrará Mahomes tener una carrera parecida a la de Staubach y quedar inmortalizado en el HOF?

Estas fueron las comparativas entre la evolución del prototipo físico de linebackers y quarterbacks del pasado, contra los de la NFL moderna. Las de esta ocasión dieron resultados sorprendentes, pero otras (especialmente linieros) podrían demostrar cuánto tienen que crecer los jugadores para tener un lugar en esta liga hoy en día.

¿Quieres saber más sobre este tema y otros que moldearon la liga como la conocemos hoy? No te pierdas La NFL de nuestros papás, nuestro nuevo show exclusivo para miembros de la comunidad de YouTube, donde podrás aprender e interactuar con nosotros platicando cómo era esta liga y el deporte en décadas pasadas en comparación con la actual. ¡Suscríbete aquí!

¿Qué opinas sobre la evolución en las posiciones a lo largo de los años? Te leemos en los comentarios y en nuestras redes sociales.

Por si te lo perdiste, no olvides visitar: La regla Mel Blount y cómo cambió la NFL de nuestros papás.

Nos interesa saber tu opinión, deja un comentario sobre este post

avatar
  Suscríbete  
Notifícame por