Análisis de la semana 15 NFL 2018 – Buccaneers vs Ravens

0

Lamar Jackson sigue brillando en la liga y los Ravens no se bajan de la pelea con los Steelers por el campeonato de la AFC North. Aunque los Bucs les complicaron el partido, Edwards y Jackson les solucionaron el trámite. Este es el análisis del Buccaneers vs Ravens de la semana 15 por Carlos Gorozpe.

Resultado del juego: Buccaneers 12-20 Ravens

Aunque el resultado final era lo que todos esperábamos, los Bucs vendieron cara la derrota y se mantuvieron en la pelea hasta la última jugada del partido. En Baltimore ya no hay duda, Lamar Jackson es el QB del presente, la era Flacco está en el pasado y es hora de pelear por un boleto a playoffs con su novato sensación. Lamar no será un talento lanzando, pero su movilidad lo hace tan complicado de descifrar que es capaz de castigar a las defensivas por aire y tierra.

No es un tren, no es un avión… ¡Es Lamar Jackson!

Si lo presionas para que pase en movimiento, Lamar Jackson cada vez lo hace mejor,  si le das una oportunidad para que corra, es complicado tacklearlo a campo abierto. Esta tarde el QB de los Ravens se dio el lujo de lanzar 131 yardas y 1 pase de anotación, además de correr para 95 yardas. La ofensiva de los Ravens por fin se ve con idea y la aparición de Gus Edwards hasta temibles los está volviendo.

Baltimore y esa manera de hacerte pagar tu error

Los Ravens son un equipo que te hace pagar con puntos cada error que cometes en el campo. Los Bucs habían conseguido un pase de 74 yardas (más 10 de castigo por facemask) con Evans. Desde la yarda 11 del rival no pudieron capitalizar más que con tres puntos. La ofensiva siguiente Baltimore anotó un FG y abrió el tercer cuarto con otra serie de TD. Así es como se acaba anímicamente con el rival, demostrándole que puedes hacerle puntos cuando se te dé la gana.

La beca “Jameis Winston” en Tampa Bay

Es algo que no tiene explicación. Es claro que Winston no va a llevarlos al siguiente nivel, hoy nuevamente tuvo la oportunidad de demostrar que puede ser ese QB que los lleve a playoffs pero Jameis regaló un pase interceptado y cerró su actuación con apenas 13 pases completos de 25 completos. A los Bucs les urge aceptar que se equivocaron y dejar ir a Winston para empezar de nueva cuenta.

Los Ravens con piel de caballo negro

Todos sabemos esta historia, los Ravens se prenden en el mejor momento de la temporada y son complicadísimos de eliminar. Gus Edwards es un tanque, hoy se mandó 104 yardas y un TD. La defensiva cada vez luce mejor y aunque los Bucs no son parámetro, hoy los frenaron todo el segundo medio. Claramente tiene mucho que mejorar, pero luego de ver lo endebles que pueden ser las defensivas de New England, Kansas City o Pittsburgh, estos Ravens se le van a complicar a cualquiera.

Tendencias

A la alza

  • Lamar Jackson. De Joe Flacco ni quién se acuerde, el QB del presente y futuro en Baltimore es este.
  • Gus Edwards. Pasó de sorpresa a realidad, cada semana lo hace mejor y su aporte es vital.
  • Justin Tucker. El automático. nadie mejor que Blatimore sabe ganar partidos por la vía de su pateador.

A la baja

  • Jameis Winston. No aporta nada a la ofensiva, se limita a no regarla para que no lo saquen por Ryan Fitzpatrick.
  • Cyrus Jones. Increíble que cometas ese tipo de errores mentales en una jugada de rutina como el despeje.
  • Dirk Koetter. El head coach de los Bucs está completamente perdido en sus asignaciones.

El MVP del juego

QB Lamar Jackson, Ravens.

Sigue sin convencer a muchos, pero que Lamar Jackson es una realidad y, aunque su estilo pueda no ser el mejor, sin duda su labor es destacada. Lo único que debe seguir cuidando es los impactos que acepta. La historia de Robert Griffin III le debe advertir de eso.

¿Qué sigue?

Tampa Bay Buccaneers

Les toca visitar Dallas. Nadie espera nada de ellos, así que cualquier complicación que le den a los Cowboys será algo a destacar.

Baltimore Ravens

Su trabajo es seguir ganando y esperar a que Pittsburgh tropiece. Les espera un complicado juego contra los Chargers, pero bien les puede servir para medir su fuerza de cara a playoffs. Además, tampoco se pueden dar el lujo de perder, con los Colts pisándoles los talones.

Nos interesa saber tu opinión, deja un comentario sobre este post

avatar
  Suscríbete  
Notifícame por