Los Chiefs de Lamar Hunt, creador de la AFL y del Super Bowl

3

En la temporada número 101 de la NFL dos equipos “invitados de otra liga” disputarán el Super Bowl LV. El primero, los Tampa Bay Buccaneers, jugaron su primera temporada en la AFC West en 1976 (aunque los realineron a la NFC Central al año siguiente), mientras que los Kansas City Chiefs de Lamar Hunt, llegaron provenientes de la AFL que esta personalidad construyó como parte de un “club de inocentes” soñadores inversionistas que fueron parte fundamental para crear lo que hoy conocemos como el mayor espectáculo deportivo del año en fusión con la NFL: el Super Bowl.

¿Quieres ir al Super Bowl LIV?

Este puede ser uno de los mejores Super Bowls de la historia y Stubhub tiene listo tu boleto. Aquí puedes comprar el tuyo para apoyar a San Francisco o Kansas City.

La génesis

Lamar Hunt nació en El Dorado, Arkansas, el 2 de agosto de 1932. Fue hijo del magnate petrolero Haroldson Lafayette Hunt Jr., uno de los hombres más ricos de Estados Unidos en su momento y cuya fortuna familiar está actualmente valuada en $13.7 mil millones de dólares. Según Business Insider esta es la décimo sexta familia mas rica en los Estados Unidos de America. Esto nos da idea de la magnitud de sobre quién hablamos.

Sin embargo, aunque tuviera todo el dinero del mundo, no fue fácil sobresalir para Lamar Hunt, el décimo de quince hermanos. Asistió a la Southern Methodist University en Texas, en cuyo equipo, los Mustangs, jugó football de 1953 a 1955.

El “Club de los Inocentes”

Debido su gran amor por el deporte y con “unos cuantos” millones de dólares para gastar a placer, Hunt intentó comprar a los Chicago Cardinals de la familia Bidwill para mudarlos a Texas. Pese a que los Bidwill buscaban inversionistas para moverse de ciudad, rechazaron la oferta de Hunt pues querían mantener el control mayoritario de la franquicia. 

Ante esta primera negativa, Lamar Hunt reunió a Bud Adams y un grupo de inversionistas para persuadir a la NFL, por entonces la mayor liga de Football de Estados Unidos, de crear una franquicia de expansión. Sin embargo, la NFL rechazó la oferta, pues luego de la Segunda Guerra Mundial apenas había estabilidad económica y operativa, por lo nueva franquicia era una idea bastante ambiciosa para la situación de ese momento.

Entonces, Hunt y Adams decidieron que lo mejor era crear su propia liga y así reunieron a un grupo de inversionistas compuesto por:

  • Lamar Hunt, quien quería su franquicia en Texas
  • Bob Howsman, quien quería un equipo profesional en Denver
  • Max Winter, dueño de los Minneapolis Lakers de la NBA
  • Barron Hilton, magnate hotelero que quería una franquicia en Los Angeles
  • Harry Wismer, comentarista deportivo que quería una franquicia en New York
  • Ralph Wilson, quien ya era accionista de los Detroit Lions pero quería su propia franquicia inspirada en los Buffalo Bisons, equipo que jugó en la extinta AAFC
  • Billy Sullivan, que buscaba una franquicia para Boston
  • Bud Adams, que quería una segunda franquicia en Texas

Ocho franquicias con serios empresarios y una idea sólida. Sin embargo, la NFL buscó a toda costa minimizar la idea, poniendo el sobrenombre a este grupo de “El Club de los Inocentes” (The Foolish Club) y para desestabilizarlos en esa meta, hizo dos movimientos importantes:

  1. “Comprar” a Max Winter ofreciéndole una franquicia en Minnesota: los Vikings
  2. Adelantarse a poner su propia franquicia en Dallas: los Cowboys

Ahora Hunt y el resto del grupo tenían un gran problema y Barron Hilton amenazó con salirse del club si no había espacio para otro equipo en la Costa Oeste, por lo que la AFL optó por otorgar la última franquicia a Oakland.

De este modo nacieron los siguientes equipos con la AFL:  Dallas Texans, Houston Oilers, New York Titans, Buffalo Bills, Boston Patriots, Los Angeles Chargers, Denver Broncos y Oakland Raiders. Esta liga sería parte fundamental para generar competencia a la NFL, que no pudo con ella y terminó cediendo para fusionarse ambas ligas, pero conservando el nombre de NFL, a la vez que creó su producto estrella: la gran final entre los campeones de ambas ligas originarias, conocido como el Super Bowl.

Los Dallas Texans antes de los Chiefs

Al fin Hunt tenía su propio equipo profesional en la ciudad que tanto quería, e incluso consiguió su propia liga. Ahora necesitaba un head coach. La decisión estaba entre Bud Wilkinson de la Universidad de Oklahoma y Tom Landry de los New York Giants, pero ambos rechazaron la invitación: el primero para quedarse en Oklahoma y el segundo para unirse al proyecto “enemigo” de los Dallas Cowboys, el cual arrancó operaciones también en 1960.

Por ello Hunt terminó contratando a Hank Stram, un coach asistente de la Universidad de Miami para guiar a su nueva franquicia, la cual de manera irónica compartió el estadio Cotton Bowl con sus grandes rivales y vecinos Dallas Cowboys. Los Texans fallaron en 1960 y 1961 en intentar ganar el campeonato de la AFL , que sí ganaron los Oilers. Sin embargo, en 1962, de la mano del joven Len Dawson, ganaron el primer campeonato y último de la franquicia con el nombre de Dallas Texans.

Este artículo continúa en la siguiente página.